ART: un negocio que se alimenta de sangre obrera

Reforma a la Ley de Riesgos de Trabajo

ART, un negocio que se alimenta de sangre obrera


El presidente de la Asociación de Abogados Laboralistas, León Piasek señaló a ACTA que el proyecto oficial que modifica la legislación de accidentes de trabajo, fue redactado a medida de los intereses de las Aseguradoras de Riesgos de Trabajo -engendros surgidos de la matriz ideológica del neoliberalismo- no reducirá la litigiosidad aunque si dejara mas indefenso al trabajador frente a las corporaciones.
El abogado señaló que en lugar de la industria del juicio a la que se hace referencia, lo que hay es un negociando millonario que su nutre de la sangre de los obreros, cuya indefención profundiza esta reforma.

Piasek señaló que la foto que en su momento el anunció de las modificaciones realizado por la presidente Cristina Kirchner, acompañada de la CGT oficialista, le pareció un revival del Acuerdo Marco para el Empleo, la Productividad Social” que dio base ideológica a la flexibilización laboral. “Los mismos dirigentes, las mismas intenciones”.

A partir del surgimiento de la nueva ley del menemismo, los grupos económicos que conformaron las ART se enriquecieron en la medida en que –como lo muestran las estadísticas- se multiplicaban los accidentes de trabajo. La explicación: se hizo más barato pagar por la vida o la incapacidad del trabajador, que invertir en normas de seguridad,

-¿Cuáles son las criticas centrales a la reforma?

– Lo que hace la Ley es beneficiar el negocio de las ART, que no por casualidad en estos días anunciaron nuevas inversiones. Esto esta viciado desde el origen. Resguardar los derechos del trabajador y su salud, no pueden estar subordinado al lucro. La salud, la vida del trabajador no debería servir para hacer negocios.

-El gobierno dice que ahora se aumentan las indemnizaciones, ¿es cierto?

– Se dice que la nueva ley aumenta las indemnizaciones y es mentira. Pasará solo en contados casos. Todos sabemos lo difícil que es llegar a una resolución favorable de las Comisiones Médicas. La Aseguradora cobra de la empresa, trabaja para la empresa y no en beneficio del derecho del obrero.

-Entonces, no bajará la litigiosidad.

– La litigiosidad que dice va a reducir la reforma, por el contrario aumentará ya que se incrementa la posibilidad de indemnizaciones injustas.

-Desde el oficialismo le dirían que defiende “la industria del juicio”.

– Es otra mentira. Lo que existe es una mala legislación. No están contempladas la mayoría de las denominadas enfermedades profesionales y eso da lugar a juicios. Pero esta Ley en vez de modificar lo que está mal, agrava el sesgo neoliberal de la anterior. Esta falta de reconocimiento de la mayoría de las enfermedades, hace que las aseguradoras solo se hagan cargo de muy pocas dolencias, haciendo que los costos sean enfrentados por las obras sociales sindicales.

-¿La eliminación de la denominada doble vía puede pasar la Corte Suprema?

– La eliminación de la denominada doble vía es un chantaje al trabajador. Imaginemos una persona accidentada, con dificultades para desplazarse y encontrar defensa, enfrentándose con corporaciones que mueven 800 millones de pesos anuales, tienen cientos de abogados especializados. Lo mas seguro es que negocie por lo que le dan antes de esperar una sentencia que no demorara menos de un año.

– El anuncio presidencial fue festejeado por la UIA.

– Los únicos que festejaron el proyecto del gobierno además de la CGT oficialista, ha sido la Unión de Aseguradora de Riesgos de Trabajo. Está todo dicho.

– Recordemos que la ley actual está cuestionada por multiples fallos de la Corte.

– Ocho años atrás la Corte Suprema cuestionó la constitucionalidad de esta ley que es una máquina de destrucción de los derechos de los trabajadores. Ahora, el Gobierno en vez de mejorar siquiera el tema de la prevención, se preocupa por velar por las ganancias de los grandes grupos económicos. La Corte es la misma, hay mucha jurisprudencia en la materia, volverá a fallar como antes ya que esta reforma empeora la legislación que fue observada como inconstitucional. Además se están violando tratados internacionales que garantizan una justicia rápida con un tutelaje eficaz de un juez especializado.

– Apartan a los jueces naturales.

– Fuerzan que la víctima recurra a la Justicia Civil, o sea a jueces y procedimientos sin la conciencia o sensibilidad social que tienen naturalmente los jueces del Trabajo. Las indemnizaciones que se establecen en el fuero Civil son notoriamente inferiores a las que se fijan en sede laboral, y se elimina del procedimiento los principios protectorios que rigen en la Justicia del Trabajo. Empresarios y ART agradecidos. Esto es absolutamente inconstitucional porque el juez natural, en casos de accidentes de trabajo, es el juez laboral.

– ¿La norma viola los derechos humanos?

– El trabajador recurre a un abogado porque entiende que existen daños sin reparar, y eso es justamente, a lo que tiende el sistema actual que pone el lucro por sobre el cuidado de los derechos humanos. Para decirlo claro, más que industria del juicio, lo hay acá es una industria del incumplimiento de los derechos laborales. Si quieren beneficiar a los empresarios pueden hacerlo de otra manera, desde subsidios a condonarle pago de impuestos. Cada quince segundos mueren más de cuatro trabajadores en el mundo a causa de accidentes de trabajo.

– ¿Entonces?

– Los trabajadores no deben pagar más este impuesto de sangre, hay que terminar con las Aseguradoras de Riesgo de Trabajo, el sistema debe estar en manos del Estado.
* Equipo de Comunicación de la CTA

Así lo vive el "progresista" Ambito financiero

Comments

comments

You may also like...

Comments are closed.