Juegos nucleares

Por GR

Si se analizan los últimos 80 años de la humanidad y el uso de las armas nucleares en términos políticos, me resulta inevitable el pensamiento de que nos conducimos inevitablemente a la destrucción de la especie humana.

Tomando en cuenta el primer debate presidencial de la democracia semidirecta de EE.UU. entre el candidato Donald Trump, y la candidata Hillary Clinton, y la banalización de sus palabras en posible el uso de armas nucleares o ataques preventivos a otros países resulta extremadamente preocupante que en última instancia la determinación de apretar o no el botón en EE.UU. en el lanzamiento de misiles con ojivas nucleares dependa de estas personas.

También resulta preocupante que en el mundo existan una cantidad de armas nucleares que podría destruir 3 planetas juntos, estas armas en manos de Francia, Gran Bretaña, China, India, EE.UU., Rusia, Israel, Paquistán y el último país en sumarse a este “club de destrucción” Corea del Norte.

En el último año Rusia ha puesto nuevamente en desarrollo los “trenes nucleares”, allí se encuentran misiles con ojivas nucleares donde los trenes que los transportan se encuentran ocultos por medio de un camuflaje recorren el país para que en caso de ataques no tengan ubicación fija.

En el caso de Corea del Norte, en el último mes efectuó una detonación nuclear subterránea de 10 kilotones, próximas a las bombas nucleares de Hiroshima y Nagasaki, 15 y 50 kilotones respectivamente. Asimismo efectuó ensayos de misiles de mediano alcance que podrían contener una ojiva nuclear desde submarinos. Esto mientras EE.UU. junto con Corea del Sur efectúan los mayores ejercicios militares conjuntos de la historia y muestran su poderío militar ante las críticas de China y Rusia por la proximidad en la instalación de sistemas de intercepción de misiles próximas a sus fronteras.

Mientras todo esto sucede, Gran Bretaña quien esta pronta a hacer efectiva la salida de la Unión Europea en función del ajustado resultado de la elección denominada Brexit ha dispuesto un presupuesto de 20.000 millones de dólares para modernizar su misiles con ojivas nucleares.

En el caso de Paquistán y la India, quienes tienen un conflicto histórico desde la independencia de ambos países por la región de Cachemira poseen armas nucleares desde hace varios años. El desarrollo de tecnología de aniquilación en ambos países se dio en forma simultánea mientras el Consejo de deseguridad de la ONU (Organización de Naciones Unidades) solo emitía comunicados.

Conflicto similar sucede entre la India y China, quienes aun mantienen sus disputas territoriales y de liderazgo en la región, siendo los dos países con mayor población del mundo. Asimismo, China mantiene conflictos territoriales en el Mar de China con diversos países, actualmente apoyados por EE.UU. (Japón, Taiwan, Filipinas, Vietnam y Malasia).

El caso de Israel es un caso emblemático, ya que si bien no han firmado el tratado internacional  de no proliferación nuclear, se estima posee entre 75 y 400 ojivas nucleares. Es decir, solo por declaraciones no oficiales se tiene esta información y ningún organizamo internacional controla sus instalaciones. El desarrollo en este caso se efectuó en forma conjunta con el régimen de apartheid de Sudáfrica quien también tenía intenciones del desarrollo de esta tecnología de aniquilación.

El reloj contando hacia atrás de nuestra aniquilación corre cada vez con mayor velocidad. Ante este desolador panorama y frente a una población cada vez mas seducida a silenciarse y disfrutar de la estupidización del mundo de las redes sociales y el entretenimiento, quizás se cumpla la premonición de Einstein, “No sé cómo será la tercer guerra mundial, pero la cuarta será con piedras y lanzas”.

Comments

comments

You may also like...

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *