Siria: denunciaban que había sido torturada y decapitada… y reaparece viva en la tv

La joven siria Zainab al Hosni regresó de la muerte. Hace unos meses su historia dio la vuelta al mundo. Amnistía Internacional y Human Rights Watch denunciaron que había sido torturada y decapitada por las autoridades de su país, y rápidamente se convirtió en “símbolo de la resistencia contra Al Assad”. Pero, poco después, la joven apareció viva y en perfecto estado de salud en la televisión pública siria.

Zainab al Hosni apareció en la televisión siria para desmentir “la noticia” de su muerte. Así, desmintió la noticia de su muerte a manos de las fuerzas armadas. “Estoy viva —anunció. Son los canales internacionales de televisión los que mienten”. Los diarios españoles El Mundo y La Vanguardia se habían hecho eco del supuesto asesinato.

El primero reprodujo un cable de Reuters titulado: Zainab al Hosni: decapitada, mutilada y despellejada en una cárcel siria.

“Una adolescente, cuyo cuerpo mutilado fue descubierto por casualidad por su familia en un depósito de cadáveres, es la primera mujer que muere en una cárcel siria, según ha denunciado Amnistía Internacional (… ) Zainab al Hosni, de 18 años, natural de Homs, fue decapitada, mutilada e incluso le arrancaron la piel del cuerpo”, aseguraba.

Según La Vanguardia: “Una adolescente siria, cuyo cuerpo mutilado fue encontrado por su familia por casualidad cuando acudió a la morgue a identificar el cadáver de su hermano, sería la primera mujer en morir bajo custodia durante la ola de represión que se vive en el país”.

De acuerdo con Amnistía Internacional, Zainab había sido secuestrada en medio de las manifestaciones que se produjeron en la ciudad de Homs en el mes de julio. Sin embargo, la muchacha relató su historia de manera diferente.

“Me escapé de mi casa a la de mis parientes, porque mis hermanos me habían dado una gran paliza. Eso pasó cinco días antes del Ramadán.”

Su caso “es un claro ejemplo de cómo los medios occidentales están utilizando de forma trivial y fabricada todo lo que aparece en Al-Jazeera”, comentó Bouthaina Shaaban, asesora del presidente Bashar al Assad.

Thierry Meyssan, un periodista francés radicado en Siria, asegura que la mayoría de las supuestas víctimas del gobierno de Al Assad están vivas.

El especialista explicó a Rusia Today que el ambiente antisirio se caldea a propósito y artificialmente y que varios medios árabes manipulan la información sobre la situación en el país. Está convencido de que se crea una imagen errónea de lo que de verdad pasa en Siria, por lo que decidió realizar sus propias indagatorias.

Thierry asegura que el informe de la ONU no cuenta con datos precisos y que la violencia que se registra en el país es generada por grupos armados y no por las autoridades.

Así, pone en duda la cifra de los 3 500 civiles muertos supuestamente a manos de las fuerzas del presidente sirio y demostró que la mayoría de las personas incluidas en la lista están vivos, ya que el documento fue hecho con base en la guía telefónica.

“Lo curioso es que cada día dan cifras de víctimas, pero nunca mencionan nombres, nunca. Solo una vez, bajo presión de un gran número de periodistas, dieron una lista de unas cien personas. Y cuando se empezó a comprobar cómo murió cada una de ellas, la primera persona de la lista ni siquiera estaba muerta, estaba viva y se encontraba perfectamente”, detalló.

Con tanta distorsión informativa, es difícil saber lo que realmente está pasando en Siria. ¿Hay legítimas protestas del pueblo contra Al Assad, o son incitadas desde el exterior? ¿Hay represión por parte del Gobierno, o es solo una construcción mediática? No tengo las respuestas, pero lo cierto es que debemos desconfiar de algunas organizaciones y medios de comunicación que se atreven, incluso, a “fabricar” muertos.

DALIA GONZÁLEZ DELGADO

Comments

comments

You may also like...

One comment

Comments are closed.